La primera Navidad sin mamá

Vida de mamá
Foto IG: sheridaningalls
Foto IG: sheridaningalls

Las fiestas dejan de ser lo mismo cuando la persona que hacía que fueran tan especiales deja este mundo. Dicen que cuando alguien muere, el primer año es el más difícil, pues cada situación y fecha especial viene con un recuerdo lleno de vida de un año antes. 

 

Cuando llega la Navidad, el vacío se siente hasta los huesos y así será para muchas familias este Diciembre, incluso para la mía. 

 

Su ausencia se siente devastadora por estas fechas. El arbolito siempre era enorme, dorado y con esferas de cristal que poco a poco comenzaba a llenarse de regalos para abrir el 24, justo a la media noche como ella lo pedía. 

 

Ponía un centro de mesa y una corona con velas de canela rojas que olían delicioso, y siempre sacaba un Santa gigante que a ninguno de mis primos nos dejaban tocar, pero lo admirábamos como el objeto más preciado de la casa, aunque en realidad, el tesoro era ella, ella era la magia de la Navidad y no lo sabíamos.

 

La primera Navidad no será sencilla, extrañarás todo, incluso las decoraciones de toda la vida se verán distintas, extrañarás ver a tu mamá en la cocina y a toda su tribu alrededor para ayudarle. Extrañarás picar verduras toda la mañana tratando de aprender cada paso en la receta especial por si un día debes hacerlo sola. Extrañarás verla emocionada sirviendo la cena a todos con una cara de alegría inmensa por tener a toda su familia reunida. Extrañarás ver la ilusión en su rostro, los abrazos cálidos y los buenos deseos de la media noche. 

 

Y al día siguiente, en el recalentado, también desearás que ella esté ahí, en pijama y feliz, viendo a los niños jugar con las cosas que les regalaron y plena, como si hubiera tenido una gran fiesta y ahora estuviera de luna de miel, porque ella era el pegamento que mantenía unida a toda la familia. 

 

Esta Navidad, si aún tienes a tu familia completa, da las gracias por un año más de risas, de rica comida y de magia. No te dejes llevar por las cosas superficiales, los regalos o la ropa que usarás ese día para subir una foto a tus redes sociales. La Navidad es mucho más que eso, es la sensación de tener a tu familia cerca, de saber que cuentas con ellos y de sentir seguridad por tener a las personas que amas a tu lado. 

 

Honra a tu madre haciendo las cosas que a ella más le gustaban, enséñale a tus hijos de sus tradiciones y aunque te duela un poquito el corazón ese día, dedícale una sonrisa hasta el cielo por toda la ilusión que dejó en ti.

Silvia Ruiz
Última actualización: Dom, 12/01/2019 - 18:07